¿Qué me pongo?

¿Qué me pongo? Dichosa frase que nos acompaña casi todas las mañanas y dichoso el tiempo que perdemos delante del armario pensando que ponernos, ese tiempo tan valioso que podríamos aprovechar para dormir más, desayunar tranquilamente, maquillarnos o simplemente quedarnos sentadas en la cama mirando el infinito.

Esta semana os traigo un remedio para ello, a continuación os dejo unos consejitos para que podamos optimizar el tiempo de la mañana y no perderlo delante del armario.

 

1.Piensa: Es bien sencillo, la noche anterior piensa que ponerte al día siguiente.

2.Tiempo: Comprueba el tiempo que hará, más que nada para ir bien preparada.

3.Profesión: Debes elegir bien según a lo que te dediques, no iremos igual si trabajamos en un almacén logístico que en un despacho de abogados.

4.Combinar: Seguro que tienes infinidad de texturas y estampados en tu armario, no tengas miedo a ponértelos ni a combinarlos, eso sí, si tienes prendas básicas (camisa blanca/negra) siempre es una muy buena opción ante las dudas.

5.Zapatos: Aunque suene a tontería, antes de escoger la ropa que quieras ponerte, piensa primero en los zapatos, a partir de ahí, monta tu outfit. A todas nos ha pasado de tener que cambiar lo que habíamos escogido porque no teníamos los zapatos adecuados.

Plancha: Si ya lo tienes todo listo, no olvides planchar las prendas que lo requieran, eso también quita demasiado tiempo por las mañanas.

 

Espero que con estos pequeños consejos podáis aprovechar más el tiempo por las mañanas y quien sabe, tal vez ¡dormir un poco más!